Coliflor gratinada

Coliflor gratinada

Listo aproximadamente en
1h
  • Tiempo de cocinado: 1h
5.0 sobre 1 votos

Pasos de la receta

  1. La elaboración de la coliflor gratinada es sencilla, aunque un poco laboriosa. Necesitamos los siguientes ingredientes: cuatro cucharadas de mantequilla, dos cabezas de coliflor sin tallo que cortaremos en trozos pequeños, un cuarto de una taza de harina, dos tazas de leche entera, media taza de perejil, ciento setenta gramos de queso Cheddar rallado, un octavo de una cuchara pequeña de nuez moscada molida, un poco de sal, una pizca de pimienta y dos cucharadas de aceite de oliva.El primer paso a realizar será, precalentar el horno a 180ºC. Mientras se calienta, añadimos un poco de mantequilla y engrasamos la bandeja.A continuación,  vertemos agua en una olla (2,5 cm de agua aproximadamente) a fuego medio-alto y colocamos una cestita de vapor, llevando el agua a ebullición. La cesta de vapor es un recipiente con agujeros (del estilo de un colador) que sirve para cocinar los ingredientes al vapor, colocándose sobre la olla o cazuela (ésta debe ser del mismo tamaño).Una vez está el agua hirviendo, colocamos sobre la cesta la coliflor y la cubrimos, cociéndola al vapor durante quince minutos, hasta que estén muy tiernas. En este momento, sacamos la coliflor de la cesta y la escurrimos muy bien.En una cacerola, añadimos un poco de mantequilla y la derretimos a fuego medio. Espolvoreamos la harina y removemos con ayuda de una cuchara de madera durante dos minutos. A continuación, vertemos poco a poco la leche, removiéndola y llevándola a ebullición.  Es el momento de recudir el fuego y cocinar los ingredientes a fuego bajo, removiéndolos de vez en cuando hasta que queda una masa espesa (aproximadamente serán unos seis u ocho minutos).Mientras tanto, batimos el queso, la nuez moscada, una cucharada y media de sal, un cuarto de una cucharada pequeña de pimienta y lo mezclamos con la bechamel obtenida anteriormente (que continúa en la cacerola). Revolvemos los ingredientes hasta que el queso está derretido (dos o tres minutos) y retiramos la cazuela del fuego. Colocamos la coliflor en la fuente  que previamente habíamos untado con mantequilla y sobre ella, la bechamel caliente.Por último, mezclamos en una taza o cuenco pequeño pan rallado, un poco de perejil picado, aceite de oliva, un poco de sal y una pizca de pimienta y removemos bien. Espolvoreamos estos ingredientes sobre la coliflor con la bechamel e introducimos la bandeja en el horno.Mantenemos la coliflor nos quince o veinte minutos en el horno hasta que queda dorada, y la sacamos con cuidado.Servimos la coliflor gratinada bien caliente, en la misma fuente o directamente en platos individuales, que podremos acompañar con una ensalada fresca.

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web y mostrarte publicidad personalizada. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra nuestra Política de cookies.     X